“En la nube” se ha convertido en la expresión omnipresente de la última década, abarcando desde gobiernos hasta empresas y usuarios cotidianos, todos participan de alguna manera en la nube. Pero, ¿qué implica realmente llevar a cabo servicios en la nube pública? ¿cuáles son los beneficios de la computación en la nube? Para las industrias y organizaciones gubernamentales altamente reguladas, las ventajas de la nube pública no solo son evidentes, sino que también están en constante crecimiento.

Aunque las organizaciones no poseen ni administran de forma privada el entorno de la nube, de acuerdo con IDEMIA, líder en tecnologías de identidad, la nube pública ofrece seis beneficios principales:

  1. Alta disponibilidad y resiliencia de la nube, menos tiempo de inactividad

Los principales proveedores de servicios de nube pública han construido extensas redes de centros de datos a una escala cientos o miles de veces mayor que cualquier empresa individual podría lograr. Gracias a esta infraestructura robusta, la disponibilidad en la nube puede garantizarse con índices que oscilan entre el 99,9 % y el 99,999 %, equivalente a tan solo 5 minutos y 15 segundos de tiempo de inactividad por año. Esta notable disponibilidad no solo se traduce en eficiencia operativa, sino que también proporciona resiliencia y recuperación ante desastres. Ante cualquier falla del servidor, la escala de estas enormes nubes públicas permite que el servicio se redireccione automáticamente hacia zonas de disponibilidad alternativas, asegurando la continuidad del negocio y la integridad de los datos.

  1. Eficiencia en la computación en la nube pública

Si bien los proveedores de nube pública deben actualizar su infraestructura con regularidad, su enorme escala y experiencia permiten que estas actualizaciones ocurran sin inconvenientes. Otro punto importante es que los proveedores de servicios en la nube pueden mejorar la infraestructura en cuestión de minutos, asegurando a los clientes que siempre operarán con la última tecnología disponible. Este nivel de soporte no solo optimiza la eficiencia, sino que también acelera significativamente el ritmo de la innovación.

  1. Tiempo de comercialización más rápido en el entorno de nube pública

La capacidad de aprovisionar infraestructura en la nube en minutos significa que un proveedor de servicios puede crear rápidamente soluciones adaptadas a las necesidades de sus clientes y crear pruebas y pruebas de conceptos que permitirán a los clientes utilizar o lanzar su servicio más rápido. Digamos que un gobierno planea implementar un nuevo sistema de documentos de identidad para todos sus ciudadanos. La computación en la nube permite instalar el entorno de producción mucho más rápido. También brinda a las empresas y gobiernos una nueva forma de probar prototipos con sus proveedores de servicios sin comprometer todos los recursos necesarios.

  1. Paga por lo que usas con los servicios de computación en la nube

El resultado final es importante, especialmente cuando se aborda algo tan grande como la transición a la computación en la nube. En este escenario, una organización debe invertir en el hardware en sí, pero también en el espacio físico necesario para albergar un centro de datos. En el entorno de la nube, pueden empezar a pagar poco a poco y obtener un retorno de la inversión más rápido, y luego actualizar y degradar fácilmente según las necesidades cambiantes. Nuevamente, dada la escala masiva de los proveedores de servicios de nube pública, una organización podría multiplicar por diez la capacidad de la nube con solo presionar un botón, algo que pocas empresas pueden hacer por sí mismas.

  1. Escalabilidad y elasticidad de los servicios de nube pública.

El concepto de elasticidad en la computación en la nube es bastante sencillo: las organizaciones pueden ampliar o reducir fácilmente los servicios de computación en la nube según sus necesidades. La capacidad de escalar es prácticamente ilimitada, lo que permite soportar cualquier pico de tráfico impredecible. La computación en la nube también puede detectar picos de actividad y escalarla automáticamente, agregar un servidor y recursos adicionales para luego reducirla cuando sea necesario. Esta elasticidad es extremadamente importante ya que permite a las empresas privadas y organizaciones gubernamentales mantener sus operaciones durante los períodos pico garantizando que el sistema no se sobresaturará ni afectará su calidad.

  1. Seguridad y cumplimiento de la nube pública

La seguridad y el cumplimiento de la nube son un aspecto fundamental y crítico para el negocio para los principales proveedores de servicios de nube pública, que albergan la mayor parte de los servicios críticos modernos y altamente regulados. Además de las consecuencias obvias para sus clientes, los proveedores de servicios en la nube invierten cada año miles de millones de dólares en seguridad. Dado que los principales proveedores de servicios de nube pública están en la primera línea de ataques, lo cual los prueba de forma constante y continua, tienen experiencia y han aprendido a reaccionar rápida y eficientemente para mantener los negocios de sus clientes en funcionamiento.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí